Amigos de este Blog

martes, 23 de septiembre de 2008

Soy, sigo siendo.

Naufrago de dos mares soy,
viento que contra marea
se siente frontera,
verbo del verbo liberar,
mayo de amapola parisina,
Ché de la estrella ensalzada,
caminante por las calles de Santiago
en versos liberadas.
Soy el olmo viejo,
retoño de una España
de leche en polvo,
hijo del hombre vencido
a golpe de mandar a estar callado,
nieto de aquellos que
la bala durmió en los caminos.



Carlos Gargallo (c)

1 comentario:

josé dijo...

De verdad que hoy he pegado con un día que está llenando con lo mejor. Esto me ha tocado también, muchas gracias hermano, es lícito agradecer cuando uno se beneficia para adentro.