Amigos de este Blog

domingo, 5 de abril de 2009

Son tantas cosas...

Estoy aquí, mirando embelesado la pared de enfrente,
preguntándome por cosas que a los demás les parecen sin importancia.
Recuerdo a mis dioses antiguos
y sujeto con mis manos la cruz vacía que cuelga de mi cuello
como expresión de una fe exiliada de toda iglesia.


Observo ese desierto de cactus en macetas desconchadas
y me pregunto el porqué se han secado
siendo eso, cactus que se han ido regando
con las lluvias del año,
quizás porque no fue mi mano su alimento
y dejé al cielo y sus milagros
la obligación de ser salvados.

Tantas cosas,
son tantas las cosas que siguen delante y no miramos.

Cuando abro los periódicos, no sé porqué,
me dirijo a la página de las esquelas,
no vaya a ser que alguien conocido
halla muerto, así podré rendirle tributo,
y decirle a su familia cuanto lo siento,
para luego comentar que para una vez
que salió su nombre publicado
en el diario regional, ni se ha enterado.

La pared, frente a mi, sigue inerte y blanca,
creo que volveré a pintarla, tal vez
de color oro cruz, verde cactus
con un ribete negro de esquela imaginaria.


Carlos Gargallo (c)

12 comentarios:

lys dijo...

No conocía tu espacio. Mirar las paredes es un pasatiempo mio, se puede ver mucho en las paredes, casi igual que en las nubes y si no, la pared me devuelve el reflejo de mis ojos, y se clavan en mi interior para seguir viendo.

TE VISITARÉ PARA SEGUIR LEYENDO.

Te dejo un beso

INSTANTES dijo...

...la pared, sì, a veces requieren otro color, algùn color que haga reir, algùn color que pueda matizar con visos la nostalgia y luz a la alegrìa.
saludos!!!!

Marga Fuentes dijo...

Carlos, ahora no puedo leer detenidamente tus poemas, lo haré en cuanto quede libre de otras tareas. Sólo decirte que ya te he puesto entre los blogs que sigo.
Un abrazo, amigo.

Mariana dijo...

Carlos...buen día...aquí aún está oscuro...ya amanecerá...
Escribes muy bonito...hoy con un dejo de nostalgia...pues sí ...pinta las paredes e invita al sol a iluminarlas...
Pero continúa escribiendo así con tanta profundidad.
Cariños: Mariana

Jesús Arroyo dijo...

Carlos:
Me ha parecido singular la frase "...para una vez
que salió su nombre publicado
en el diario regional, ni se ha enterado" incluso, si me lo permites, tiene su toque de humor.
Me ha gustado.
Un abrazo.

Marga Fuentes dijo...

Ahora sí te he leído.
Este poema duele mucho, Carlos, pero excelente lo que has desnudado de tu interior.
Magnífico!.
Un abrazo,

§♫*€lisa*♫§ dijo...

tu recuerdas a tus dioses antiguos
yo lucho con mis demonios anidados...

un beso

salvadorpliego dijo...

Excelentes tus letras, poeta. Un verdadero gusto leerte.

M. Angel dijo...

Carlos, sumo placer poder leer tus escritos cargados de sentimientos, y palabras que llegan.

Saludos.

Geni dijo...

Es hermoso pero triste,lleno de verdades y melancolia, quizás sea bueno que pintes de color esa pared
puede que de, otra prespectiva de las cosas.
Un besito amigo poeta, hasta pronto.

Geni dijo...

Es hermoso pero triste,lleno de verdades y melancolia, quizás sea bueno que pintes de color esa pared
puede que de, otra prespectiva de las cosas.
Un besito amigo poeta, hasta pronto.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Recuerdo a mis dioses antiguos
y sujeto con mis manos la cruz vacía que cuelga de mi cuello
como expresión de una fe exiliada de toda iglesia.

Estupendo poema, Carlos, sí son tantas cosas que no miramos, creo que no sabemos ver...

Un abrazo
MArian