Amigos de este Blog

martes, 23 de junio de 2009

Para cuando llegue ese momento

Para cuando las madreselvas se apaguen
en el origen del invierno
y los sauces lloren más de la cuenta
sabiéndome terco en mis pasos,
mudo por el íntimo silencio,
oculto tras el árbol,
entonces, firmaré, con copia incluida,
el último de mis fracasos.

Para ese momento,
preferiría estar descalzo,
desnudo sobre la arena
de aquel mar
donde un día nos encontramos.
Murmuraría una plegaria,
desearía un abrazo,
o al menos,
aquel beso que nos quedó
colgado de los labios.

Antes de cerrar los ojos,
veré la esfinge dorada
de la diosa de todas las rosas,
y fingiré que no te has ido
antes de que yo me haya ido.

Carlos Gargallo (c)
De "Cartas apócrifas"

9 comentarios:

Emilio dijo...

Precioso poema, Carlos.

Cuando nos llegue la hora, esperemos que lo más tarde posible, todos tendremos que firmar, como bien dices, nuestro último fracaso.

Un saludo.

Maria Sanguesa dijo...

Carlos, qué melancolía tan intensa se desprende de este poema. Es muy hermoso. Te alcanza de lleno cuando estás sintiendo que has firmado, inexorablemente, el último de tus fracasos. Pero las madreselvas volverán a florecer y los sauces dejarán de llorar cuando se cuajen de hojas nuevas. Un beso.

Fernando dijo...

Querido amigo: muy triste y conmovedor testamento. Espero que tus palabras se las lleve el viento durante muchos años. Un fuerte abrazo.

Pepe Gonce dijo...

Que ese momento tarde mucho en llegar...

Un abrazo

Maripaz. dijo...

PRECIOSO POEMA CARLOS, BESITOS PARA TI Y BUENAS TARDESS

"Premio Maria Amelia Lòpez Soliño" dijo...

Hola, Carlos.

Somos un grupo de personas que seguíamos a Maria Amelia, la "abuela bloggera" (amis95.blogspot.com) recientemente fallecida.
Estamos intentando llevar adelante un proyecto consistente en instaurar un premio con su nombre que iría destinado a las personas mayores que tengan o decidan crear un blog. Pretendemos incentivar la incorporación de los ancianos a las nuevas tecnologías y a adoptar en general un participación activa en la sociedad.
Si simpatizas con la idea, te invitamos a conocernos y darnos tu opinión. Para nosotros es muy importante.

¡Te esperamos!

Un saludo afectuoso.

¿Habías recibido ya antes esta invitación? En ese caso, te pedimos disculpas.

My dijo...

gracias por tus pétalos.
ahora el jardín rebosa ternura y paz.

un abrazo muy grande.

Alonso Martí dijo...

Un placer para los sentidos, leer tan bello poema.
Saludos.

YoSusan dijo...

Precioso.