Amigos de este Blog

lunes, 10 de agosto de 2009

A otros con ese son

Querían que fuera león,
y me hice ave cantora
sobre la rama de rocío.
Al acecho,
estaban dispuestos
a convertirme
en su imagen y semejanza.
Al principio, así fue.
Más, me hice apóstata
de todos ellos,
en un cambio de rumbo
puse estas velas al viento
soñando, nada más,
canciones y versos.
Hasta esta dársena llegué,
de aquí ya no me muevo,
quien quiera oír rugir o ladrar,
que se compre un perro.

Carlos Gargallo (c)

11 comentarios:

Marina-Emer dijo...

Muy bien Carlos...no se de que va el poema pero me has hecho sonreir.además de bonito y gracioso
besos
Marina

MiLaGroS dijo...

Muy bien me parece Carlos. Que se compren un perro. Hermoso poema, sabia reflexión y decisión. Un abrazo

Ana Márquez dijo...

Sí, señor!! :-) Amén.

Un abrazo, amigo

Amando Carabias María dijo...

La libertad es sagrada, sí, señor.
Como dice Marina-Emer ignoro la causa exacta que ha motivado estos versos; pero creo que no es necesaria ninguna personal o biográfica: el poeta está por encima de los dictados de cualquiera, sólo tiene que obedecer a su corazón.
Un abrazo.

Mini-Candela dijo...

Carlos, leo tu blog desde que lo descubrí hace unos días. Me gusta lo que escribes y aunque no te comente (comentar poesía no es mi fuerte pero sí leerla y disfrutarla) leo cada actualización.

Un abrazo.

Harold Diaz dijo...

Muy bueno, me encanta la rebeldía que refleja.

Saludos!

M. Angel dijo...

Carlos, tu postura muestra hay en vos personalidad y teneis criterios propios.
Quien no piensa por si mismo, es hoja al viento.

Saludos

L.N.J. dijo...

Hace unos dos años que aprendí lo que dices, pero he llegado a la conclusión de que no quiero oir ladrar a nadie, ni que me ladren.

Entíéndase este comentario, con referencia al texto.

Hasta siempre y mucha suerte en tu vida.

Saludos carlos.

Anónimo dijo...

Hola un poema muy bueno,visita mi blog de poemas:
http://poemarioh.blogspot.com/

Saludos
Franco

Rosa Cáceres dijo...

Toda una declaración de principios. Me ha impactado, del primer verso al último. Participo de esa filosofía de la vida y quizás sea por eso por lo que me siento personalmente implicada en esa forma de ver las cosas.
Enhorabuena por estos versos, dignos de la mejor Antología.

Lila Manrique dijo...

Carlos, poeta, maravilloso tu versar. Aquí estoy visitando, y conociendo tu poesía. Me encanta estar, un abrazo y sigue dejando versos creados con talento.