Amigos de este Blog

viernes, 4 de septiembre de 2009

Por imperativo legal

En eso de sentirse
como si todo estuviera en su sitio
osea, de una manera oficial, legal y permisiva.
Y sabiendo que por dentro
se te hiela la sangre
convencido de las injusticias que la ley otorga;
muriendo a cada paso la mujer con las manos arriba,
el niño apaleado, la violación sin fin de Palestina,
burkas con cadena al cuello,
África constantemente muriendo,
demasiados parados por las esquinas
con pañuelos de papel por 1 €
por si acaso el pan nuestro de cada día.

Para esto,
seguir si queréis vosotros,
a mi dejarme aquí gritando.

Carlos Gargallo (c) del poemario "Maneras de morir"

3 comentarios:

Un saxofonista en mi salón azul dijo...

Reflexión... pensar que podemos hacer algo, que nos manejan, que mientras escribo esto están muriendo... Me ha gustado, pero me ha escocido. Maneras de morir. Un título genial, en serio.
LADY JONES
Un beso

adelaida dijo...

Estoy viendo tu blog y tus poemas calan lentamente como gotas de lluvia fina.
Felicidades.
Adelaida

SILOE dijo...

Con tu permiso... Mi voz se une a la tuya...
Un beso, Reme.